https://cdn.proboxtv.com/uploads/tyson_fury_frank_warren_boxing_855701178_min_79a4444b2f.jpg

Frank Warren presuntamente descarta el 23 de diciembre para Fury vs. Usyk

El campeón mundial de los pesos pesados de la WBC, Tyson Fury, no se comprometió a seguir adelante hacia un enfrentamiento indiscutible con el campeón mundial unificado de los pesos pesados, Oleksandr Usyk.


Las declaraciones de Fury tras el combate sugieren que el esperado combate del 23 de diciembre ya no tendrá lugar.


Fury ofreció un espectáculo lamentable contra el ex campeón de los pesos pesados de la UFC Francis Ngannou en Riad (Arabia Saudí), sufriendo un derribo en el tercer asalto, aunque se las arregló para salir airoso de la contienda y llevarse una victoria por puntos en una decisión dividida.


No fue la actuación que esperábamos de Fury, que estuvo muy por debajo de su nivel sin quitarle nada a Ngannou. Se mostró más que competente como boxeador profesional.


Fury se negó a confirmar que peleará con Oleksandr Usyk inmediatamente después del combate con Ngannou.


"Escucha, no depende de mí", dijo Fury durante su entrevista posterior al combate en el ring con TNT Sports. "Yo soy un boxeador, él es un boxeador. Estoy seguro de que iríamos ahora. Vayamos ahora si quieres, pero escucha, estos tipos lo arreglarán todo y será nuestra próxima pelea, garantizado".


Sin embargo, Frank Warren, al hablar con boxingnews online, se mostró firme en que el Fury vs Usyk para la fecha del 23 de diciembre está cancelado, afirmando que Fury "necesita protegerse de sí mismo".


"Seguirá adelante, pero no será el 23", confirmó Warren. "Era una locura que algunas personas sugirieran que todavía podría seguir adelante el día 23".


"Tiene 35 años, acaba de hacer un entrenamiento de 12 semanas y acaba de pelear duramente. Necesita un descanso con su familia, necesita estar cancelado y anunciaremos la fecha cuando estemos preparados. Pero el combate está firmado. El combate tendrá lugar. Será a principios de año, a finales de enero o febrero. Eso dependerá de Tyson, es su cuerpo.


"Fury dijo en el ring que pelearía el día 23 -y lo hará-, pero necesita protegerse de sí mismo y ése es mi trabajo".


Warren concedió que, en su opinión, la acumulación de medios de comunicación con respecto a la pelea propuesta por el título indiscutible de peso pesado estaba lejos de ser ideal para que Fury se centrara en la tarea que tenía entre manos con Ngannou, junto con varios compromisos impuestos por los organizadores del evento Fury vs Ngannou.


"No puedo decir que Tyson se tomara la pelea a la ligera, pero fue desafortunado que saliera la noticia de que se había hecho la pelea con Usyk. Pero tuvimos que hacerlo porque una vez que firmas un contrato, se filtra como un colador.


"No era Tyson Fury el que estaba ahí, fue un mal día en la oficina. Pero fue una victoria, ganó la pelea gracias a su garra y determinación. Ngannou era muy peligroso y fuerte y le daría a cualquiera una pelea dura y difícil".


"No estoy seguro de que Tyson se viera bien -y él se enfadará conmigo por decir esto-, pero no creo que se viera bien.


"Era importante para él hacer todas las cosas de prensa y la cena de gala antes, pero debería haber aparecido en eso, tener su cena e irse. Pero Ngannou y todos los demás boxeadores hicieron lo mismo. La retrospectiva es inútil, se ha ido y hecho y terminado, no se puede volver atrás en el tiempo.


"Todos damos nuestros puntos de vista y opiniones, pero Tyson nunca busca excusas. La próxima pelea es una gran pelea por los cuatro cinturones, y él tiene que decidir cuándo puede suceder."


Sin embargo, a pesar de los comentarios de Warren a Boxing News Online, el promotor de Usyk, Alexander Krassuyk, en declaraciones concedidas a Declan Warrington, de ProBox TV News, insiste en que el combate del 23 de diciembre entre Fury-Usyk se celebrará según lo previsto.

Valid email address required

Show Password required

Don't have an account? Subscribe